El deporte y la muerte súbita

Posted by Hospital Vithas Xanit Internacional | Posted in CARDIOLOGÍA CON CORAZÓN, XANIT SALUD | Posted on 26-04-2018

2

 

Por desgracia la muerte súbita es un término con el que estamos familiarizados. Muchos son los casos de chicos y chicas jóvenes, deportistas de élite, atletas muy preparados… que practicando cualquier tipo de deporte o realizando un esfuerzo alto o moderado son víctimas de la misma. ¿Pero en qué consiste realmente? ¿Por qué se produce y cómo podemos evitarla?

El Dr. Juan José Gómez Doblas, cardiólogo de Vithas Xanit Internacional nos explica en este post qué es la muerte súbita. 

Entendemos por muerte súbita a aquella que ocurre de forma inesperada, por causa natural, no traumática ni violenta, y en un corto periodo de tiempo. Se considera relacionada al deporte cuando los síntomas aparecen durante la práctica deportiva o en la hora siguiente a haberla realizado.

También existen casos de muerte súbita en la lactancia, pero ésta debe ser considerada una entidad aparte porque incluye diferentes causas no siempre bien identificadas y no siempre de origen cardiológico.  

No es más común en los deportistas, pero sí que tiene un alto impacto social cuando ocurre entre deportistas que aparentemente tienen una vida sana y hacen ejercicio regular. En realidad, el ejercicio hace de factor desencadenante en algunas patologías cardiacas para que aparezca la muerte súbita.

En algunas cardiopatías si pueden existir síntomas como dolor torácico o asfixia con pequeños esfuerzos, o sincopes de repetición.

La prevención de la muerte súbita asociada con el deporte debe asentarse en dos pilares fundamentales:

1) El reconocimiento médico pre- competitivo

2) La instauración de los mecanismos necesarios para una resucitación cardiopulmonar y desfibrilación adecuada. Con respecto a cuándo hacer un reconocimiento se recomienda en los mayores de 40 años que van a iniciar actividad deportiva. Y en los menores de 40 años que quieran programar o mejorar su rendimiento o aquellos con algún síntoma o tengan antecedentes familiares de muerte súbita. 

Solo en un pequeño porcentaje de pacientes, la muerte súbita puede ser hereditaria.

Además, también se relacionan otras patologías como cardiopatías familiares, así como pacientes con cardiopatías avanzadas adquiridas.

No debemos confundir el infarto con la muerte súbita, pero la causa más frecuente de muerte súbita después de los 40 años es el infarto. Tras el infarto agudo se puede desencadenar una arritmia que lleve a una muerte súbita.

En caso de presenciar un colapso, lo ideal sería tener un adecuado entrenamiento en Reanimación Cardiopulmonar básica. Es algo que deberíamos enseñar a la mayoría de la población, incluso desde los colegios.

Un pequeño gesto que puede suponer la diferencia entre salvar una vida o no.

La teoría y el beso

Posted by Hospital Vithas Xanit Internacional | Posted in VARIOS | Posted on 13-04-2018

160

Una teoría es un sistema lógico-deductivo constituido por un conjunto de hipótesis, un campo de aplicación y algunas reglas que permitan extraer consecuencias de las hipótesis. (WIKIPEDIA)

Sin embargo, el beso es un acto, el de presionar los labios contra la superficie de un objeto (generalmente la piel de otra persona) como una expresión social de afecto, saludo, respeto o amor. (THE FREE ONLINE DICTIONARY)

Un acto de instinto

Desde el nacimiento hasta la infancia, siempre nos hemos desenvuelto por actos. Pocas convicciones teóricas hay durante ese tiempo, ya que la teoría es el marco de la experiencia y ésta siempre va ligada al tiempo, igual que el concepto del bien y del mal.

El beso es uno de los primeros y pocos actos que hemos desarrollado por instinto. Ha estado ahí, más o menos oculto en nuestro crecimiento, hasta que hemos sido capaces de desarrollar una teoría sobre él. Ha formado parte del desarrollo humano y de otras especies, transmitiendo y produciendo sensaciones agradables, a veces más para quien lo recibía, que para quien lo daba. ¿Cuántos besos dimos en ese tiempo sin querer o sin saber por qué lo dábamos?

Es después de la infancia, cuando la teoría y los valores que hacen que cada persona interprete y desarrolle la misma, cuando lo que fue instintivo e inexplicable toma valor y agrupa sensaciones como amor, bienestar, afecto, deseos y motivaciones, para convertirse en algo consciente.

Desde entonces teoría y acto son indisolubles. El beso forma parte de la vida, de la cultura y del arte, independientemente de cuáles e independientemente del género.

 

El primer beso

La primera escena de un beso en el cine se grabó en abril de 1896. Fue la escena final de un cortometraje de la compañía de Thomas A. Edison, de apenas un minuto, de título “El beso”, pero los historiadores datan el primer registro documentado del beso 2500 años a. C.

 

¿Por qué celebrar el Día del Beso?

El beso tiene muchos significados aunque parece que los del afecto, la calidez y el amor son los que más se asumen y transmiten. Es el beso que regalamos a una persona querida y también un acto habitual de bienvenida y saludo en muchas culturas. Produce felicidad, genera endorfinas, además de otras hormonas que provocan bienestar, disminuyen el stress, el dolor, la ansiedad…

Es el instinto que mejor ha sabido desarrollar la especie humana y el mejor regalo que se puede hacer a una persona enferma. Por eso, celebrar un Día del Beso es reforzar los días de felicidad, que son los que en los hospitales deberían formar parte de una terapia habitual para pacientes, familiares y profesionales.

Por eso,  en el Hospital Vithas Xanit Internacional celebramos el Día del Beso.

Esto lo escribe una persona que quiere ser anónima, que trabaja en este hospital y que está orgullosa de ello.

 

¡Un beso!